CRÓNICA

14 de Abril de 2019

Neptunia se consagró campeón entrerriano y ascendió al Torneo Federal

El elenco de calle Churruarín se consagró campeón de la Liga Provincial de Mayores 2018/2019 tras batir por 109 a 93 a Racing en el quinto y decisivo encuentro de la serie final entre los equipos de Gualeguaychú, disputado en el estadio José María Bértora. De esta forma, logró el ascenso para la temporada 2019/2020 del Torneo Federal de Básquet.

Redes Sociales

La gran figura de la noche fue el pívot Agustín Sánchez, determinante con 34 puntos (13/18 de cancha) y 9 rebotes, secundado por Manuel Lado, autor de 17 unidades, 9 recobres y 4 asistencias, y Facundo Grutzky, que aportó también 17 tantos. Por su parte, Cristian Linares, con 14 unidades, 9 recobres y 7 asistencias, fue otro que cumplió una destacada labor en un equipo tuvo seis jugadores en doble dígito.

En tanto, en el derrotado lo mejor pasó por las manos de Matías Novello, quien se despachó con 27 puntos y 10 rebotes, y Adrián Beltrán, con 18 + 10 respectivamente.

El conjunto “verdirrojo” tuvo un comienzo más sólido de la mano de Lado  pero de a poco Racing se sintió más a gusto en el desarrollo; encontró espacios para romper y llegar hasta el aro con Novello y Mander que hicieron daño en poste bajo. La visita cedió terreno en el rebote defensivo y se volvieron a emparejar las cosas (10-10, minuto 5). Luego aparecieron los triples del local: Beltrán (2), viniendo desde la banca, y Novello, de modo que “La Academia” se despegó por seis en el electrónico (13-19).

Los dirigidos por Garciarena se despertaron y les salió bien el intento reacomodar las fichas, metieron un parcial de 7-0 para recuperar el liderazgo. En un juego de ritmo frenético y con una actuación ofensiva casi impecable por parte de ambos equipos, el primer segmento terminó igualado en 25.

Novello (15 pts. y 7 reb. en el 1T) continuó imparable en el inicio del segundo período y con decisiones inteligentes de todo el equipo, Racing volvió a estirar la diferencia a seis (29-35). Neptunia dejó expuestos errores sensibles en defensa al no lograr frenar de ninguna forma las vías de gol de su rival pero se mantenía cerca gracias a su espíritu combativo. El partido fue de rachas, hubo predominio de uno y otro (41-41).

En el epílogo del primer tiempo emergió la figura de Abel Pascual (16 tantos con 5/6 triples) en Neptunia, que se despachó con una catarata de triples (tres consecutivos) y el trámite se transformó en un torbellino “verdirrojo” en los 3’30” siguientes para imponer un contundente parcial de 14-6. Las distracciones y por momentos la pasividad defensiva fueron factores que pagó muy caro Racing y llegó al descanso largo abajo por ocho (55-47).

En la vuelta de los vestuarios el partido se mantuvo con las mismas características. “La Academia” arrancó con un parcial positivo con Mander como baluarte, pero Neptunia respondió al instante y volvió a tomar distancias. Sánchez, enchufado y comprometido en ofensiva, apareció en el juego como una alternativa concreta de gol y el anfitrión recobró siete de renta (64-57). En ese momento perdió a Morel Pohl, que simuló una falta en un lanzamiento triple y los árbitros le cobraron una técnica que lo sacó del partido.

El partido se presentaba difícil, el clima no era sencillo; el murmullo se entremezclaba entre el grito de aliento para ambos. Cuando Neptunia se despegó un poquito (69-61), otra vez respondió Racing, ahora con una ráfaga de 7-0 para equilibrar otra vez las acciones. El cierre fue paridad absoluta en los últimos minutos del cuarto. Con un “bombazo” de Gauna, la visita se puso a uno de cara al segmento definitivo: 75 a 74.

Fue un último cuarto bañado de adrenalina, en el cual predominó el amor propio y la actitud para quedarse con un triunfo. El cierre estaba para cualquiera. Pero Neptunia nuevamente se abasteció de un notable Sánchez, quien acumuló seis tantos seguidos liderando el pasaje para que su equipo se despegue por nueve (90-81) con cinco minutos por jugar y obligue a Gastón Narbay y su cuerpo técnico a frenar la embestida con un tiempo muerto.

A partir de un buen movimiento de balón y siendo inteligentes con Lado y Grutzky como estandartes, los comandados por Francisco Garciarena encontraron certeras opciones de tiro en el final. Un triple de Schaff comenzó a inclinar la balanza (95-88) con poco más de tres minutos por jugar. Con mucha sapiencia y aprovechando los nervios de su rival liquidaron la historia para obtener un triunfo sin atenuantes.

 

Fuente: Prensa FEBER

Foto: Ricardo Santellán /El Argentino


Gracias por tu interés en breve te estaremos llamando!

¿Estás interesado en anunciar en MaximaOnline?

Déjanos tus datos y un responsable del área comercial te estará contactando a la brevedad!
Completa tu Nombre!
Completa tu Numero de telefono!
Completa tu Email!

Estamos en Facebook danos un me gusta!